Chendo, la mirilla y la paciencia

Intuitivo y eficaz al primer toque, el delantero linarense ha recuperado la sonrisa después de un inicio de temporada muy duro

Chendo Alarcón no dijo ni una sola palabra en el camino de regreso a Linares después de perder el ascenso a Segunda B en el campo de La Nucía en el último segundo. Nada más hablar con su esposa y sus hijas, apagó el móvil. Quería vivir el dolor en soledad.

Aquella fatídica tarde, el atacante vio con le arrancaban de cuajo muchos sueños. A la mañana siguiente, se levantó con un tremendo vacío en su cuerpo y apenas pegó bocado en todo el día. Chendo no quería saber nada del balón. Había acabado el curso agotado física y anímicamente. No era el mismo hombre que tres semanas atrás había vivido el éxtasis en Linarejos después de anotar los tantos del empate y del pase a la final frente al Moralo. Chendo era una persona derrotada. “Me quería morir”, rememora pasado el tiempo.

Cuando regresó al trabajo después de las vacaciones, seguía bloqueado. No se le iba de la cabeza lo ocurrido en La Nucía. “Un minuto, solo nos quedaba un minuto para tocar la gloria”, se repetía una y otra vez machando su moral. En esos días de verano plomizo, llegaron Iván Aguilar y Joan Grasa. Dos delanteros de postín que condenaban al máximo realizador del Linares la temporada anterior a una teórica suplencia.

Chendo lo asumió con responsabilidad. Una vez más, tenía que esforzarse más que ningún otro compañero para ganarse la confianza del entrenador y de la propia hinchada. Con el paso de los días, fue recuperando la sonrisa, pero sus piernas y su mente seguían sin responder adecuadamente.

La Liga comenzó y Chendo vio los primeros partidos acomodado en el banquillo. “Siempre fui consciente que con Iván y Joan, mi papel en el equipo podía cambiar. Lo único que me quedaba era trabajar el doble en los entrenamientos y mejorar aspectos de mi juego, como el golpeó fuera del área”. Y eso que hizo. Apuraba las sesiones para disparar y disparar a puerta. “La intuición para el gol es algo que tienes desde pequeño, pero luego se mejora con los entrenamientos”, insiste.

La sanción de Iván Aguilar y la lesión de Joan Grasa abrieron de nuevo la puerta de la titularidad a Chendo, quien semanas antes había recibido críticas de un sector de la grada, desconocedor del sufrimiento que acumulaba su jugador.

Marcó ante El Palo, remitió ante el Torredonjimeno (tres goles) y cerró la semana con el tanto que le daba los tres puntos al conjunto de Juan Arsenal en Torreperogil. “No tengo que demostrar nada, solo hago mi trabajo”, asegura un tipo que vive por y para el fútbol.

Acostumbrado desde pequeño a ganarse la vida a base de tesón, Chendo recurrió a su fútbol, a sus remates y a sus goles, para sobresalir en los campos de formación del Cádiz o del Villarreal. Su carrera ha estado jalonada de momentos dulces, pero también amargos. Su primera etapa en el equipo de su tierra se saldó con un ascenso que, a la postre, no le sirvió para convencer a Torres. Después vinieron destinos variopintos en Tercera División hasta que regresó a la que considera su única casa: Linares.

Más allá del ascenso a Segunda B, Chendo quiere pasar a la posteridad, como otros muchos futbolistas azulillos, Tolo Plaza, Torres, Cristóbal, Carles (padre e hijo), Chico, Corpas… Ser leyenda con la camiseta que realmente siente como propia. “Me quiero retirar aquí. No entiendo ya el fútbol sin el Linares”, subraya. 

Chendo es un hombre familiar. El matrimonio y la partenidad han hecho de él una persona mucho más madura. Su vida gira en torno a la pelota, su esposa y sus dos hijas, Daniela y Martina. También es un apasionado de la videoconsola, el campo y el deporte. Se entrena incluso los días de descanso. De hecho, tiene en casa un pequeño gimnasio donde fortalece su cuerpo para evitar lesiones.

El ‘tigre’, sobrenombre que recibió de un aficionado veterano del Almagro, por su físico, lo único que necesita es mantener una regularidad y confianza. No hay más. La anticipación y el remate al primer toque son su marca distintiva. Piensa rápido. Y eso es lo que garantiza su efectividad en el área, donde mejor se desenvuelve. 

Fotos: Manu Ruiz y Luis Carlos Guillén/Linares Deportivo

 

 

 

 
[custom-facebook-feed]
[custom-facebook-feed]
Un Linares insaciable

Un Linares insaciable

El conjunto azulillo vence en el campo del Vélez (1-2) y pulveriza el mejor comienzo liguero de su historia en Tercera División

Profesionales del comercio

Profesionales del comercio

La Cámara de Comercio capacita a 39 alumnos para la gestión de su propio negocio o incorporación a un equipo de trabajo

Un mes sin comedores escolares

Un mes sin comedores escolares

El plazo de presentación de ofertas para la licitación del servicio de comedores finalizó el pasado lunes y todavía no se conoce el número de empresas que se puedan haber presentado, aunque desde Royal Menú y el PSOE auguran “muy malas noticias” que pueden extender el problema en el tiempo. El delegado de Educación se mostró a favor de “modificar la normativa contractual de estos servicios, para evitar problemas similares en el futuro”

Noviembre de añoranza
Noviembre de añoranza

La Corredera, el artículo de opinión del mes de noviembre de nuestro colaborador Jorge Cecilia

La salida natural por autovía hacia Córdoba debe ser la Torredonjimeno- El Carpio
La salida natural por autovía hacia Córdoba debe ser la Torredonjimeno- El Carpio

Aunque el titular parezca de perogrullo pero ¿y si ese proyecto que ha estado en el limbo durante décadas en los planes regionales de infraestructuras de los gobiernos socialistas, al que se le ha dado patada hacia adelante presupuesto atrás presupuesto, y que el PP llevaba como bandera electoral en la provincia para las elecciones autonómicas, se esfumara? ¿y si finalmente se descartará hacer el desdoblamiento de la A-306 que conectaría Torredonjimeno con Córdoba en poco más de media hora mediante una vía de altas prestaciones?

La historia pasa por el Vivar Téllez

La historia pasa por el Vivar Téllez

El Linares puede batir su mejor comienzo liguero en Tercera si vence al Vélez (12 horas). Mientras se juega el partido, conocerá su rival en la Copa del Rey

La Ryder se marcha para Jaén

La Ryder se marcha para Jaén

El equipo del resto de la provincia se impone a Linares por un apretado 26-22 en una sensacional jornada de golf en el campo de La Garza